VINAGRE LIDL EN LAVADORA | El líquido milagroso de Lidl que debes poner en la lavadora: la ropa queda como recién comprada

Una de las tareas domésticas más tediosas de la casa es la lavadora, sobre todo cuando el tambor tiende a desprender un olor nauseabundo incluso en la ropa recién lavada. Es una auténtica gatera, sobre todo cuando no tienes ni idea de qué puede ser y, sobre todo, de cómo solucionar el problema de raíz. ¿Has oído hablar alguna vez del vinagre en la lavadora? Es beneficioso no sólo para tu salud, ¡sino también para tu hogar!

Seguro que alguna vez has visto a tu madre o a tu abuela poner unas tazas de vinagre dentro de la lavadora. Pero surge la pregunta: ¿para qué sirve y, sobre todo, es correcto meterlo en este electrodoméstico? ¿Puede causar daños o es realmente una bendición? Sólo tienes que seguir leyendo esta interesante guía doméstica para averiguarlo, pero sobre todo para tener siempre la ropa suave, perfumada y brillante.

Poner la lavadora a 40 grados: el desconocido giro de rosca que permite dejar tus zapatillas como nuevas (y cómodas)

Puede que no lo sepas, pero el vinagre es un valioso producto natural recomendado como producto universal para la limpieza de diversas zonas del hogar, incluidos ciertos electrodomésticos como en este caso la lavadora. Y es que el vinagre no sólo sirve para aliñar ensaladas o dar un sabor extra a los platos, sino sobre todo para ocuparse de algunas tareas domésticas. De hecho, este producto se recomienda sobre todo para abrillantar espejos y cristales, pero también para desinfectar la cafetera moka si el café está quemado o nada apetecible.

¿No tienes lavavajillas? No hay problema, tus copas de cristal volverán a brillar gracias a una pasada con vinagre. Lo mismo ocurre con la vajilla, pero también es recomendable para eliminar los malos olores de los desagües de fregaderos y baños. ¿Sabías que realmente hace maravillas si pones vinagre como éste en la lavadora? Tu ropa quedará como nueva y mucho más. El vinagre es un potente desincrustante natural: basta con verter en el tambor un litro de vinagre de vino blanco o de manzana y un puñado generoso de bicarbonato sódico. Pon la lavadora en un programa de alta temperatura durante al menos un par de olores y listo. De esta forma, podrás despedirte del mal olor en el tambor, pero tu ropa estará siempre limpia y perfumada. ¿Sabías que con vinagre de sidra de manzana puedes combatir la celulitis? De hecho, el vinagre puede eliminar todos los restos de cal y diversas sustancias del agua. Mezcla vinagre y canela: ¡así solucionarás un gran problema en casa! Además, este producto natural es capaz de eliminar cualquier rastro de suciedad persistente o incrustaciones. Por último, puedes verter un vaso de vinagre en el compartimento donde va el detergente o el suavizante y poner en marcha la lavadora siempre que quieras. Sólo tienes que verter el vinagre en el lavavajillas y ¡ver la magia! Tu ropa estará siempre suave, libre de cualquier mancha y eliminará cualquier rastro de gérmenes y bacterias en la ropa.

El vinagre es un aliado fundamental para la limpieza que puedes encontrar en cualquier supermercado de Lidl.