Policiales en Cuyo

Imputaron por lesiones leves a la madre que inició el conflicto del colegio de Caseros

Una de las madres de un alumno del colegio del partido bonaerense de Tres de Febrero, donde durante una pelea uno de los padres sufrió la pérdida de la visión de un ojo, fue imputada por los delitos de “lesiones leves y amenazas en perjuicio de la mujer del damnificado”.

La mujer imputada es la hija de Alberto M, el hombre que fue detenido por la agresión y trasladado a la Comisaría 1ra de Caseros a disposición de la Unidad Funcional de Instrucción 1 del Departamento Judicial de San Martín.

“Efectivamente hemos citado a la mujer (N.M) para que declare el día lunes”, informó este miércoles a Télam el fiscal Fabricio Iovine.

“Antes de la gresca que termina con la agresión del hombre que perdió un ojo, N.M golpea en el rostro a la mujer del agredido, también afuera del colegio”, precisó Iovine acerca de la imputación.

El hecho fue observado por “personas que estaban esperando a sus hijos” afuera del Instituto Evangélico Americano, ubicado en Manuel Belgrano 4720, de la localidad de Caseros.

“Las lesiones de la mujer están corroboradas”, señaló el fiscal, quien añadió que entre una agresión y otra “hubo minutos de diferencia”.

Según fuentes judiciales, y de acuerdo a lo recabado de testigos de la pelea y de los participantes del chat, todo se inició días atrás cuando las mamás de dos alumnos del jardín de infantes que funciona en el colegio comenzaron a discutir por un comentario en WhatsApp.

En esos mensajes, que se viralizaron en las redes sociales, una de las madres le dice a la otra “Flaca te re confundiste, yo con mamás luchonas no converso”.

A partir de ese mensaje, la otra madre comenzó con una serie de audios en los que agrede a la mujer del primer mensaje y la amenaza con encontrarse con ella en el colegio.

En las imágenes de las cámaras de seguridad se puede observar que, tras un breve intercambio de palabras, Alberto M. comenzó a golpear con violencia al otro hombre, lo que motivó la intervención de efectivos de la policía bonaerense y de la Policía Federal que se encontraban en esa cuadra.

En tanto, la víctima de la golpiza fue trasladada a una clínica de la localidad de Ramos Mejía, donde los médicos constataron una grave herida en uno de sus ojos, que le produjo la pérdida de la visión.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba