El ministro de Justicia contestó el reclamo presupuestario de los fiscales : "No hay más recursos"

El ministro de Justicia contestó el reclamo presupuestario de los fiscales : "No hay más recursos"

El ministro de Justicia, Mariano Cúneo Libarona, aseguró este martes que no habrá recursos extra para la implementación del sistema acusatorio que ordena el nuevo Código Procesal Penal, en el que los fiscales asumen un rol más protagónico en las investigaciones, y sostuvo que habrá que recurrir al "ingenio" para poder avanzar en ese sentido.

"Me encantaría tener los recursos pero si los vamos a esperar nos vamos a volver todos viejos", sostuvo el ministro ante una consulta periodística en los tribunales federales de Comodoro Py, hasta donde se acercó para visitar a los jueces de la Cámara Federal de Casación Penal.

La declaración del flamante ministro de Justicia se produjo ante una pregunta en relación a un comunicado que horas antes había emitido la Asociación de Fiscales y Funcionarios del Ministerio Público Fiscal (Affun) en el que se advirtió la "necesidad de una adecuada estrategia de transición y provisión de recursos".

En la misma línea, aseguró que "son tan buenos nuestros jueces que se las van a ingeniar" y contó que a cada uno de los funcionarios a los que convoca para su equipo les dice: "De acá te vas a llevar una valija grande llena de honor, pero plata no hay".

Cúneo Libarona dialogó con los periodistas de los medios acreditados en los tribunales federales ubicados en el barrio porteño de Retiro tras participar de una reunión de protocolo, vinculada al inicio de su gestión, con los jueces del máximo tribunal penal de la Nación.

La reunión, a la que asistió acompañado del secretario de Justicia, Sebastián Amerio, duró media hora en la Sala de Acuerdos de la Casación, en el primer piso del edificio de los tribunales federales porteños.

La asistencia de los jueces fue perfecta: el presidente del tribunal Mariano Borinsky recibió y acompañó al ministro hasta el lugar exacto de la reunión, donde ya estaban los jueces Daniel Petrone, Diego Barroetaveña, Guillermo Yacobucci, Ángela Ledesma, Alejandro Slokar, Carlos Mahiques, Gustavo Hornos y Javier Carbajo.

"Se trató de una reunión de mucha cordialidad, tenemos objetivos comunes, siento una gran admiración por estos jueces", comentó Cúneo Libarona cuando salió del encuentro acompañado por Amerio y el juez Borinsky, a quien le dedicó varios elogios.

"Entre los objetivos comunes, todos queremos una justicia eficiente, que sea rápida que cumpla un fin social", afirmó, y luego explicó que durante la breve reunión hablaron de leyes, de la implementación del nuevo Código Penal y que les repitió que durante este Gobierno podrán trabajar "sin interferencias".

En relación a la implementación del "nuevo Código" sostuvo que será importante el rol de la Casación para la capacitación de los jueces y los empleados y resaltó que "para ser un buen juez tenés que saber derecho también tener calle", virtudes que les reconoció a los magistrados con los que acababa de reunirse.

La charla del ministro con los periodistas que lo aguardaron a su salida del encuentro incluyó también preguntas vinculadas a la noticia de que Casación debatirá en un plenario si corresponde que los detenidos por crímenes de lesa humanidad reciban prisión domiciliaria de manera automática a partir de los 70 años.

Si bien el ministro buscó eludir el tema específico de las causas de lesa humanidad, sostuvo que está convencido de que entre lo que definió como "nuevos derechos" debe ponerse particular atención en los "derechos de las personas mayores y los vulnerables".

Fuentes que participaron del encuentro informaron además que Cúneo Libarona les transmitió "el saludo y cálido respeto del Señor Presidente de la Nación, Javier Milei; de la Señora Vicepresidente de la Nación, Victoria Villarruel, y del Señor Jefe de Gabinete de Ministros, Nicolás Posse".

Contaron que el ministro también les manifestó "su preocupación por la situación de infraestructura y edilicia que atraviesa el Poder Judicial de la Nación, como así también por la cantidad de vacantes existentes en el fuero federal".

El ministro "destacó temas de relevancia, como la implementación del juicio por jurados, el régimen penal de minoridad, la atención a los más vulnerables, a los mayores, a la salud y al medio ambiente, la necesidad de capacitación permanente para todos los agentes de la justicia, la persecución del crimen organizado, el narcotráfico y la corrupción", según detallaron las fuentes.

Además, se intercambiaron opiniones respecto al avance en la investigación de crímenes trasnacionales, la necesidad de fortalecimiento de la justicia penal en todo el país, los nuevos desafíos que se enfrentan y la implementación del Código Procesal Penal Federal que impactará en la inserción de la Argentina en el mundo.

La Asociación de Fiscales y Funcionarios del Ministerio Público Fiscal de la Nación (Affun), en un comunicado firmado por su presidente, Ricardo Toranzos, dijo que mantiene su apoyo al sistema procesal acusatorio “en el entendimiento que integra un proceso de transformación superador en favor de la calidad del servicio de justicia”.

Sin embargo, los fiscales advirtieron que es necesaria una “adecuada estrategia de transición y de previsión de recursos” económicos y logísticos. Explicaron que este nuevo sistema hace que los procesos sean públicos desde el comienzo con audiencias orales, presenciadas por los jueces, donde las partes exponen las pruebas. Y ese mecanismo prioriza la reparación del daño y mecanismo alternativos a la prisión para solucionar los conflictos.

“La transformación de las incumbencias del fiscal implica un incremento considerable de las tareas del Ministerio Publico Fiscal, que requiere una reformulación organizativa, con la multiplicación por tres de la dotación de los fiscales existentes, mayores recursos humanos, edilicios y técnicos compatibles con las nuevas funciones”, señalaron.

La Affun dijo que reconoce lo realizado por la Procuración General de la Nación, para realizar transformaciones culturales y de organización” y dijo que para que funcione el mecanismo fue necesario el “impulso adicional manifestado por los protagonistas del sistema, y en especial de los integrantes de las Unidades Fiscales de Salta y Jujuy y las sedes descentralizadas de Orán y Tartagal”.

Subir